Compartir

2/12/17

Dietas DASH y mediterránea, las mejores dietas [2-12-17]

Dietas DASH y mediterránea, las mejores dietas

Planes de alimentación donde se orientan cambios a largo plazo en el estilo de vida…


La dieta DASH
(Enfoque dietético para detener la hipertensión, por sus siglas en inglés: Dietary Approaches to Stop Hipertensión) es bastante similar a la dieta mediterránea. Ambas se basan en cambios a largo plazo del estilo de vida en cuanto a las comidas.

En ellas se recomienda consumir granos enteros, frutas, verduras, productos lácteos sin grasa, carne roja magra, aves y pescados y utilizar preferentemente el aceite de oliva. También recomiendan los frutos secos, las semillas y las legumbres o frijoles.

Limitan o eliminan la mayoría de las grasas poco saludables, los alimentos refinados y los dulces.


LAS MEJORES DIETAS


Por séptimo año consecutivo, la dieta DASH ha sido seleccionada como la mejor opción de todas, seguida de la dieta mediterránea. La elección fue hecha por U.S. News & World Report de los Estados Unidos. Clasificó 38 dietas en 9 categorías.

El análisis fue llevado a cabo por un grupo de expertos compuesto por nutricionistas, asesores dietéticos y médicos especializados en diabetes, salud cardiaca y pérdida de peso; algunos del Colegio Americano de Medicina del Estilo de Vida (American College of Lifestyle Medicine).

La dieta DASH quedó en primer lugar. En su momento ella fue creada y evaluada por los Institutos Nacionales de la Salud de los Estados Unidos. Constituye un plan de alimentación donde se orientan cambios a largo plazo en el estilo de vida, de manera similar a la dieta mediterránea.


REALISTAS EN LA DIETA


Una saludable alimentación incluye alimentos con los que la mayoría de las personas están familiarizadas y pueda aplicarse para las familias reales en el mundo real. De ninguna manera puede ser una dieta donde se promete mucho y luego resulta ineficaz e imposible de mantener como una forma natural de comer.

Una dieta adecuada, saludable y eficaz debe ser relativamente fácil de seguir, nutritiva, segura, efectiva para perder peso; y ha de proteger contra la diabetes y las enfermedades del corazón.


TAMBIÉN LOS EJERCICIOS


Pero además de una dieta saludable, hacer ejercicios es necesario para tener una buena salud. La comida es el combustible del cuerpo y es esencial para mantenerse saludable a lo largo de la vida, pero según lo que se coma. Combinarla con el ejercicio también es fundamental.

Nadie va a estar tan completamente sano, como podría, si la actividad física sistemática no forma parte de su vida.


ALIMENTACIÓN EFECTIVA


La clave de una alimentación saludable y para perder peso está en el estilo de vida y los patrones dietéticos mantenidos durante toda la vida, no en las dietas drásticas de cortas etapas. Es una pérdida de tiempo ponerse a dieta para perder peso de un modo temporal, restrictivo, poco realista e incluso poco saludable.

Es de inteligentes dejar de lado las dietas prometedoras e ineficaces más de moda. Con eso ahorrará dinero, tiempo y, sobre todo, frustración.

La única forma de alcanzar un peso saludable y mantenerse así es crear patrones de alimentación capaces de mantenerse a lo largo de la vida. Son formas de alimentación muy beneficiosas para la salud, incluyendo, entre otros, la reducción del riesgo de enfermedades del corazón, de demencia, de cáncer, de diabetes mellitus tipo 2 y de obesidad.

Toda esta estrategia no se debe dejar a lo espontáneo o intuitivo. Se debe buscar ayuda y orientación de profesionales calificados especializados en enseñar los patrones básicos de una alimentación saludable todos los días del año y en todas las horas del día.

No hay comentarios:

Publicar un comentario